Connect with us
Leaderboard 1 XX
Leaderboard 2 XX

Síguenos y subscríbete

Como estar informado y participar en sorteos de carreras y productos, NO TE LO PIERDAS!

Mathieu Van der Poel

¿Pero cómo se puede criticar el abandono de Van der Poel en el Tour?

Publicado

en

World Fondo WT – Epic

El abandono de Van der Poel en el Tour no merece crítica alguna

Leo atónico críticas a Mathieu Van der Poel por su abandono en el Tour de Francia

Que si es una falta de respeto, que si sólo ha corrido una semana, que si yo fuera el organizador le vetaba el año siguiente…

Vienen al calor de otra corriente que llegó a situar al neerlandés entre los posibles aspirantes al Tour, a ganar el Tour, o al menos disputarlo, cuando, a día de hoy, pensar en eso nos parece una auténtica marcianada.

DT – Swiss 400×400
Endura 400×100



Mathieu Van der Poel ha venido por primera vez al Tour y ha dejado huella, imágenes que más allá de su abandono, nos han proporcionado una de las mejores primeras semanas que recordamos en la carrera.

Ayer mismo hablábamos con Borja Cuadrado, desde el día de descanso del Tour, describiendo la obra de Van der Poel durante la primera semana del Tour, presentándose incluso en la salida del domingo, en Cluses, para explicar los motivos de su abandono.

Dice nuestro amigo de la Ser en Francia, que nunca había visto a nadie acudir a dar explicaciones como Van der Poel las dio de su abandono en el Tour.

Shimano – Leaderboard 1024×300

Pero al margen de eso, hizo una reflexión con la que estamos de acuerdo.

Siempre nos acordaremos más de las primeras etapas del Tour 2021, merced a Van der Poel, que de la cuarta plaza de Emmanuel Buchmann en la edición de hace dos años

Dicho sea con todo el respecto para el alemán.

Van der Poel ha sido uno de los actores principales de sacar la carrera de su habitual letargo inicial, ha sido un filón para el Tour, pero también para su equipo, la escuadra con mejor ratio inversión-retorno del pelotón.

Ha estado omnipresente, tanto dentro como fuera de la carrera, en lo emocional, recordando a su abuelo, y en la historia de su bicicleta y skin suit para la contrarreloj.

Lloret 300×250



Nunca dijo que los Juegos Olímpicos de BTT dejaran de ser un objetivo por estar en el Tour de Francia, de hecho el abandono de Van der Poel fue sin duda el paso previo que se impuso para llegar con opciones a una cita con la historia.

Si logra el oro olímpico será único, más todavía.

Ha estado ocho días completos, vestido el amarillo en siete, ganado una etapa, protagonizando una aventura de 220 kilómetros con el liderato a la espalda, ha trabajado para que un compañero gane y culminado una crono excelente que le valió guardar el amarillo ante Pogacar.

Criticar a un ciclista que ha dado tres semanas de emociones condensadas en una no es justo, al menos desde nuestra óptica, es un ciclista comprometido con una de las trayectorias más singulares de la historia del ciclismo, y precisamente en esa singularidad reside su atractivo y principal fuente de ingresos, es la gallina de los huevos de oro de todo aquel que se le acerca.

E, insisto, nunca engañó sobre sus intenciones, el Tour lo sabía, su equipo, también.

En un tiempo en el que el ciclismo ha caído en manos de auténticos genios que la palabra amarrar se la dejan a otros, conviene valorar lo que un tipo así sabe emocionar encima de una bicicleta.

Continuar Leyendo
Click para Comentar

Dejar Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Mathieu Van der Poel

Top2022 Van der Poel y sus campañas a medidas

Publicado

en

World Fondo WT – Epic

El año de Van der Poel no es malo porque en el fondo se lo perdonamos todo

Una buena vara de medir de Van der Poel no se marcaría en victorias, ni plazas de honor, si quiera en top tens y esas cosas, una vara de medir para el astro neerlandés incorporaría intangibles, emociones y recuerdos.

Eso es lo que ha logrado, a pulso, con merecimiento además, presto siempre a estar en la pomada, dar la cara y al final rematar el córner que muchas veces saca.

Shimano Sep 2022 – Post

No sé si algún día veremos una campaña como mandan los cánones en MDVP, eso es como diría Rajoy, “como Dios manda”.

Y ¿qué significa?

Una temporada trazada en función de un plan de dos o tres picos de forma, encarados a sus grandes objetivos, que serían primavera, Tour y Mundial, por ejemplo, algo que en otros casos es norma pero que para él no parece entrar en el molde.

Así vemos que otra campaña Mathieu Van der Poel ha ido a la suya, firmando jornadas memorables con fiascos sonados, pero dejando, por el camino, miguitas de uno de los ciclistas más influyentes del pelotón.

Recordaréis que empezó tarde, pero vaya comienzo.

Su debut con podio en Milán-San Remo, saliendo de una lesión ya da la medida de quien hablamos.

Su genio se plasmó en el Poggio y prolongó el asalto hasta la misma Via Roma, mientras Mohoric recogía las mieles de su gran tarde.

Su primavera fue con la temporada, desigual.

Si el Tour de Flandes luce como su gran éxito, la victoria previa al mismo, en la A Través de Flandes fue una de las mejores carreras de carretera que le recuerdo, y no lleva pocas.

Shimano – Leaderboard 1024×300

Pero De Ronde es otro estadio, otra cosa, una carrera que tiene un museo en el corazón de Oudenaarde porque es un tesoro que todos ambicionan.

Ojo que MVDP lleva tres podios en otras tantas ediciones, habiendo debutado en 2019, en la que se clasificó cuarto.

Puede estar Van Aert, o Asgreen, o el mismo Pogacar, que Mathieu será parte fija del paisaje y alargará la apuesta hasta el mismo final.

El desenlace del Tour de Flandes 2022 fue una antología a cuatro manos y otras tantas piernas entre Pogacar y el nieto de Poulidor.

Qué excelente carrera y qué cerquita estuvo Van der Poel de claudicar ante el empuje del esloveno, pero en ese momento de crisis, de luces rojas, surgió el tipo de ciclista del que estamos hablando.

Si entre Oude Kwaremont y Paterberg, MVDP excedió los límites de lo permitido para acabar con su segundo monumento ¿qué nos decís del Giro?

Gran canaria 400×400
Endura 400×400
Cruz 400×400

La italiana fue un canto al ciclismo que está en la cuerda floja, un canto al momento como punto de arranque para el disfrute personal y colectivo.

Van der Poel añadió el rosa al amarillo del Tour, de un año antes, logró una etapa pero consiguió culminar su primera grande en permanente fuga.

Ya sé que el Giro lo dejó roto, fundido para el resto del año, pero para el aficionado fue un regalo que compensó una de las peores ediciones que le recordamos.

Desde entonces, un Tour anónimo, alguna victoria en el verano flamenco y el episodio final de Australia… del que por suerte sólo parecen quedar los titulares de aquella mañana de domingo.

Continuar Leyendo

Mathieu Van der Poel

Tour 2022: A Van Aert le falta el mellizo Van der Poel

Publicado

en

World Fondo WT – Epic

Imaginaros la 1ª semana del Tour si a Van Aert el añadimos Van der Poel

Ya sabéis que aquí somos muy de mirar para atrás y recordar cómo estábamos hace un año: entonces la imagen era la de un Mathieu Van der Poel que había abandonado el Tour, tras una primera semana excepcional, pues quería competir por el oro olímpico en la carrera de BTT, mientras Wout Van Aert ya había ganado en Ventoux y estaba en capilla de sus dos triunfos finales.

Una postal aquella muy diferente a la actual.

La risa va por barrios y mientras Wout Van Aert le saca todo el jugo al Tour, metiéndose en los debates al lado del mismísimo Tadej Pogacar, Mathieu Van der Poel está desaparecido.

La sensación de todo esto es que el neerlandés, salvo fogonazos puntuales, sigue a contrapié desde aquella caída en la carrera olímpica.

No ha pasado un año, pero si recapitulamos, recogemos varios episodios que hablan de un corredor que va a trompicones.

Shimano – Leaderboard 1024×300

Van der Poel ser perdió casi toda la campaña de ciclocross y entró en la primavera en el momento de la campana, con la Milán-San Remo.

Antes había tomado parte en la épica Roubaix de otoño, que le gana Colbrelli.

Luego de San Remo, dio todo lo que tuvo para conseguir Flandes (lleva dos triunfos y una segunda plaza en tres años) ante Pogacar y ahí se acabó su primavera en cuanto a resultados, pues en Amstel y Roubaix, nunca pareció en la terna de aspirantes.

Lo que ahora mismo está pasando, y forma parte de este serial de «quiero y no puedo», es que el Giro que compitió escapado en su amplia mayoría parece haber sido demasiado.

Van der Poel no podía ir al Giro a debutar y ganar una etapa, con el premio del rosa, él tenía que ser protagonista casi todas las etapas, corriendo como si no hubiera un mañana, condicionando fugas,…

Es una manera de correr adorable, le puso muy arriba en popularidad, incluso más que el propio Van Aert en el Tour: Si el belga compite en titulares con gran favorito a la carrera, en Italia, Van der Poel fue mucho más protagonista que el podio entero.

Pero eso tiene costes.

Gran canaria 400×400
Endura 400×400
Cruz 400×400

El corredor se presentó en Copenhague con una primera semana que era anillo al dedo para sus posibilidades.

No se le ha visto más allá de las tomas desde «Arrière du peloton».

Él mismo lo admite, lo dijo antes del pavés, «no contéis conmigo», y se sumergió en la panza del pelotón.

¿Recordáis cuando nos preguntábamos si era posible competir como esta gente durante tantos años?

No siempre se puede estar perfecto, ni siquiera estos fenómenos, pero a VDP se le impone un reset, un descanso, un no sé qué que devuelva su mejor versión y que dijo que iba a correr más frío, aunque las intenciones le duraran dos días.

Imagen: A.S.O./Charly Lopez

Continuar Leyendo

Mathieu Van der Poel

Se acabaron los shows de Mathieu Van der Poel

Publicado

en

World Fondo WT – Epic

La forma de correr de Van der Poel no podía ser eterna

Ahora mismo, en el Procyclingstats, Mathieu Van der Poel tiene marcados Giro y Tour como próximos objetivos en su calendario.

Se acabaron pues las clásicas de primavera 2022 para el neerlandés, un calendario en el que pensábamos que no iba a estar presente, vista su retirada del circuito de ciclocross y la necesidad de recuperarse de la caída en los JJOO, pero del que tiene que salir muy satisfecho.

Su balance ha sido el siguiente: Podio en San Remo, carrera a la que iba a hacer «un entrenamiento de calidad» -a veces nos toman por tontos-, ganador en A través de Flandes y Tour de Flandes y un paso por detrás de los mejores en Amstel y Roubaix.

Así ha sido la primavera improvisada de Mathieu, todo en cuatro semanas.

Durante la misma notamos que el líder del Alpecin había cambiado cosas sobre su forma de correr y competir.

A ese alocado recién aterrizado del ciclocross, le veíamos más calmado, más táctico.

El Mathieu Van der Poel de 2022 ha sido, hasta la fecha, un ciclista que ha dado un paso atrás, que ha querido ver un poco la espalda de los rivales, saber de sus miedos e inquietudes, tratar de buscarles la debilidad desde la observación, trazando una estrategia que tarde o temprano tenía que llegar.

Lo vemos en San Remo, donde lo único que hizo, digo único como si fuera sencillo, fue salir a los ataques de Pogacar y Kragh Andersen, siempre a rueda de un tercero, acechando.

No entró a reducir el corte de Mohoric en el descenso del Poggio y se jugó el podio de la Classicissima al sprint.

Shimano – Leaderboard 1024×300

A través de Flandes fue una maravilla de carrera, corrida a pelo por auténticos monstruos entre los que VDP fue el más listo de todos para acabar sentenciando al sprint.

De Ronde, el Tour de Flandes, fue el escenario de su numantina defensa, entrando a todos los ataques de Tadej Pogacar, yendo al límite y más allá para rematar en la línea de meta.

Luego tanto en Amstel como en Roubaix, se le vieron las costuras, no sé si Flandes le dejó vacío, si tuvo algún problema entre semana, pero a Matthieu, ambas carreras le quedaron grandes.

Gran canaria 400×400
Endura 400×400
Cruz 400×400

Sea como fuere, leemos ahora que «los ataques estúpidos me han costado carreras» y que en lo sucesivo cambiará la forma de hacer

Yo creo que ya la ha cambiado, aunque si es sincero tendrá que reconocer que su forma de competir le ha dado intangibles que no son victorias pero que también tienen su importancia.

Se ha ganado la admiración universal del público, le ha dado notoriedad e incluso caché, seguro que en sus contratos esa manera que tiene de hacer se refleja en lo que gana.

Porque es normal que se le siga y se le quiera, por mucho que a veces no le den las fuerzas para más por dejarlo todo en el camino.

Correr agresivo le ha dado triunfos memorables como la Amstel que gana o la última etapa de un BinkBank Tour.

También le ha costado lo suyo, la Roubaix que le rebaña Colbrelli por sus generosos relevos, o el Flandes que le quita Asgreen, por llegar baqueteado, o la explosión más antológica, la del Mundial de Yorkshire, hace dos años y medio.

Yo creo que era cuestión de tiempo que el nieto de Poulidor nos diera esta noticia, si no quiere ser recordado «sólo» como aquel pirado que lo reventaba todo, hasta él mismo, pero que no olvide que en su forma de entender el ciclismo también reside la supervivencia de este deporte como espectáculo de primer orden.

Imagen: A.S.O./Pauline Ballet

Continuar Leyendo

Mathieu Van der Poel

Mathieu Van der Poel lo tiene todo para ser el «león de Flandes»

Publicado

en

World Fondo WT – Epic

Van der Poel aspira a ser el mejor de siempre del Tour de Flandes

Cuando en la recta final de Oudenaarde, Mathieu Van der Poel enfocaba el sprint de Flandes, lo que estaba realizando, como bien sabéis, era un déjà vû.

VDP se había visto en las mismas ya un par de veces antes, en 2020, en la edición de otoño, llegando y ganando ante Van Aert, y el año pasado, siendo derrotado por Kasper Asgreen.

Esta vez lo hizo con Pogacar, en una maniobra inversa a la que protagonizó el neerlandés cuando ganó a la Amstel, donde las dudas de Alaphilippe y Fuglsang fueron la clave.

VDP consiguió atar en corto a Pogacar y meterle toda la presión del mundo con la llegada de Van Baarle y Madouas, teniendo suficiente, al menos, para asegurar su segunda De Ronde.

Ahora, con un poco más de perspectiva, vemos que en cuatro ediciones el hijo de Adrie, ganador en 1986, ha cosechado dos triunfos, una segunda plaza y una cuarta, la que firmó hace tres años, cuando Alberto Bettiol llegó solo tras un certero movimiento en el Oude Kwaremont.

Si en cuatro ediciones vemos este bagaje, no vamos equivocados si pensamos que, ahora mismo, este brutal ciclista tiene todo en su mano para ganar el Tour de Flandes más de tres veces, lo que le situaría como el mejor de la historia.

Que los mejores de una carrera más que centenaria «sólo» la hayan tres veces no es más que el indicativo de su dificultad en domarla, de ahí que incidamos en el dominio que demuestra el nieto de Poulidor.

Mathieu Van der Poel tiene 27 años y lleva dos victorias, pero tiene visos de seguir a lo suyo, incrementando el botín y agrandando la leyenda.

En este tiempo, se las ha visto de todos los colores, desde un debut plagado de «sobradas» que le perjudicaron, a tres desenlaces de los que dos han caído de su lado.

Incluso ha sobrevivido al marciano Pogacar que le probó en todas las cotas.

Gran canaria 400×400
Endura 400×400
Cruz 400×400

Ahora bien, que digamos que puede ser el mejor de la historia por cantidad de triunfos y edad, no significa que lo vaya a tener fácil.

Creo que el que más cerca lo tuvo fue un tal Tom Boonen, quien con 26 años ta tenía dos, y no ganaría el tercero hasta los 32.

También es cierto que en el caso de Boonen, siempre tuve la impresión que se le dio mejor y le gustaba más Roubaix que Flandes.

Cancellara sumó dos seguidos al que ya tenía en su mejor momento de ciclista, con una capacidad de definición brutal, pero en el camino se le cruzó un Sagan imperial que evitó el cuarto.

Yo también vi a Johan Museeuw, pero éste también tuvo un ojito en Roubaix y un par de italianos, Bugno y Tafi, le esquilmaron la cuarta victoria.

De los anteriores leones, desde Bruysse a Leman, pasando por Magni, ganador tres años seguidos, poco puedo decir, sólo que con citarlos creo que ya damos la clave del nivel histórico que empieza a alcanzar el vuelo de Mathieu Van der Poel, quien parece haber sido concebido por y para dominar el Tour de Flandes.

Continuar Leyendo

Lo + leído