Connect with us
Leaderboard 1 XX
Leaderboard 2 XX

Síguenos y subscríbete

Como estar informado y participar en sorteos de carreras y productos, NO TE LO PIERDAS!

Julian Alaphilippe

#Top2020 Julian Alaphilippe sólo puede gustarte

Publicado

en

Julian Alaphilippe
Shimano 2021 Junio

Alaphiippe se ha propuesto ser y ha sido protagonista del año

Sabemos que con Julian Alaphilippe sucede una singularidad: la palabra indiferencia no existe en su diccionario, pero tampoco entre la afición cuando su nombre flota en el ambiente.
No será el mejor ciclista del mundo, tampoco en muchas de las facetas que componen este deporte, pero resulta omnipresente y abrumadoramente eficaz, un tipo de mirada que le delata que en tres meses de competición, ha protagonizado varios momentos top, sin olvidarnos que suya fue, allá por marzo, en una tarde de domingo lluviosa y heladora, la última gran exhibición ciclista antes del confinamiento.
Aquel Alaphilippe puso el cascabel al pelotón en la primera etapa de una París-Niza que no llegó ni a Niza, y ese mismo Alaphlippe ha sido protagonista estelar en la reanudación, desde su acoso a Démare en el campeonato francés y la derrota de San Remo ante Van Aert, al capítulo final en Flandes con el motorista.
Y aunque caigamos en el riesgo de volver sobre temas aquí ya escritos, la virtud de Julian Alaphilippe, al margen de la calidad que atesora, es la de estar, siempre aparecer, siempre dar que hablar, y eso en ciclismo entendido con la óptica clásica, no acaba de ser bueno, pero en el presente de redes sociales y gente despachando pasión, inquina y rabia a partes iguales, no es bueno, es buenísimo, significa alargar la inversión, hacerla más rentable, su cabe, y ponerla en valor.
Por eso no es sencillo pasar de puntillas sobre el fino francés y no torcer el gesto, sea para bien, sea para lo contrario.
Su campaña ha tenido de todo, en lo deportivo, pero en lo otro, ay en lo otro, ha sido casi el el hilo conductor de gran parte de lo noticiable que ha sucedido.
[elementor-template id=»36790″]
 
Él por de pronto se sacudió la presión casi de inicio, el primer fin de semana de Tour, aún en Niza, sacando el manual de San Remo para ganar su etapa y el amarillo antes que la carrera hubiera roto a sudar.
Una pieza que estaba claro no le iba a durar hasta el final –pensar en el francés como aspirante al Tour no es objetivo– y que perdería por un avituallamiento de esos que demuestran que ni siquiera las figuras, pero tampoco los equipos, se saben el reglamento como deberían.
En todo caso, el Tour no acabaría para él: estuvo omnipresente, escapado casi todos los días, reventando, sucumbiendo al estrés de competirlo todo como si la vida le fuera en ello, pero sabedor que sus mecenas le estarían muy agradecidos.
Vestía, esos días, sin saberlo, por última vez en un año los colores del Deceuninck pues en el Mundial de Imola fue sota, caballo y rey.
La fórmula de San Remo que no le funcionó con Van Aert pero sí en el Tour, en Niza, le sirvió en la Emilia para llegar sólo al circuito de velocidad y calarse el arcoíris.

#Moment2020 El gran error de Alaphilippe en Lieja


Julian Alaphilippe le dio a la prenda irisada el estreno más surrealista posiblemente de su historia protagonizando una Lieja-Bastogne-Lieja de inicio a fin, llevándose las fotos en la salida y en la meta, abajo en el Boulevard, celebrando un triunfo que perdería dos veces: la primera por que Roglic no cejó hasta el final y el ganó en el golpe de riñón, por celebrarlo antes de tiempo, y la otra por el jurado que le vio perjudicar claramente a Marc Hirschi, el suizo que ha emergido para hacerle sombra.
A las dos semanas, el desordenado calendario finalizó en Flandes, tras armar la escapada clave y lanzar a los favoritos Van Aert y Van der Poel y acabar en el suelo por no esquivar una moto de carrera.
Incluso con dolor y cara de espanto, Alaphilippe no paró de figurar, de estar, ahí siempre, como el hilo que trenzó la temporada más trepidante de la historia.
Por sus piernas, sus carantoñas, sus trazadas imposibles, y los riegos que en ocasiones reparte por el grupo pasó una buena parte del ciclismo que hemos visto este veinte veinte.

Continuar Leyendo
Click para Comentar

Dejar Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Julian Alaphilippe

La parte más lamentable del Tour y Alaphilippe

Publicado

en

Shimano 2021 Junio

Sólo Julian Alaphilippe salva el inicio del Tour de Francia

Desde que tengo uso de razón, las caídas han formado parte del Tour y desde hace mucho menos Julian Alaphilippe se ha incrustado en medio de todo.

El Tour, la carrera de carreras, a la que va una amplia mayoría con idea de romper su suerte, con todo afinado, las ilusiones en la cima y el hambre de bicicleta disparado, es también una trampa de mil cabezas.

Cuando el Tour no empieza con una crono que haga una limpia, puede suceder lo que hemos visto

Que un imbécil, en este caso una imbécil, cause un destrozo tal por mostrar una pancarta a cámara, es indecente, insultante y muy alejado a ese amor que dicen procesar muchos de los que pueblan las cuentas de vuelta de la pandemia.

DT – Swiss 400×400
Cambrils 400×400
Cruz 400×400



Decía el capo del Tour que la suerte de la edición del veinte veintiuno era que la gente podía volver al Tour, que la carrera recuperaba el color en la cuneta y el aspecto de seguimiento masivo en la ruta, y una mierda, para verter cierta cantidad de gente inepta e ignorante del oficio ciclista en la carretera, estábamos mejor hace menos de un año.

La caída que nos mostró medio pelotón caído a más de 45 de meta es el vivo ejemplo de que entre los que asisten a la carrera deberían mostrar sus chorradas en otros foros, decididamente, me cago en sus abuelos.

Es alucinante que la carrera se quede huérfana por algo así.

Pero se quedó, como después sobrevino con la caída que llevó a Froome a besar el suelo.

La jornada inaugural del Tour, que si Van der Poel, que si Van Aert… quedó exenta de emoción gracias a este personaje.

Rocacorba – 1024×300

Obviamente, el Tour no tiene filtro para saber quién entra y sale de la cuneta, pero es obvio que a esta carrera le pesa el éxito, puede acabar muriendo de él, los capítulos de gente imprudente en los márgenes se suceden y a veces surge la necesidad de aplicar un psicoténico para acceder al borde de la ruta.

Fruto de la primera caída, y de la siguiente, tenemos un panorama digno de tercera semana, el primer día: Miguel Ángel López, Buchmann y Kruijswijk llegaron a menos de dos minutos, Porte y Poels se dejaron más, Simon Yates se fue por encima de los tres minutos, Valverde, Dan Martin y Tao Geoghegan Hart a cinco y medio, Woods a casi nueve y Froome, descartado a un cuarto de hora.

Costa Daurada 300x250B
WD May-Agost 300×250
Gran canaria 300×250



Delante llegó el de siempre, o casi siempre, Alaphilippe que cambia el irisado por un maillot amarillo de inicio.

Saltó de lejos, a más de dos kilómetros de meta, abrió brecha y no hubo narices a recortarle.

Que Alaphlippe sea el primer líder del Tour es una buena noticia, a pesar de su manierismo y formas discutibles, es un ciclistazo, que sobrevivió a la guerra que condujo hasta meta y se hizo con el premio, a sabiendas que sus rivales, los cocos que tantas veces le han amargado el tiro, estaban ahí, saliendo a flote, como él, de una jornada que debería hacer replantearse muchas cosas al Tour, como el hecho de salir a balón parado con todo el peligro y carreteras bretonas por delante.

Nadie cuenta con que el enemigo esté entre el público, pero es plausible que así sea, más en este ciclismo de imagen y postureo en el que se busca el tiro de cámara, el de la tele o el propio.

Cuando el pelotón se aproxima y no hay una lucecita que se encienda en la cabeza de estos iluminados, en todo caso una buena bronca por quienes están en línea de carrera, ávidos de ver ciclismo y ciclistas, que en definitiva a eso se viene y no a saludar a los abuelos.

 

Continuar Leyendo

Julian Alaphilippe

Julian Alaphilippe tiene un problema con Mathieu Van der Poel

Publicado

en

Shimano 2021 Junio

El duelo Alaphilippe vs Van der Poel puede marcar el Tour de Francia

Entre los duelos del año tuvimos claro que el de Julian Alaphilippe vs Mathieu Van der Poel sería uno de los que más morbo nos iba a regalar.

A veces acompañados por Van Aert, otras no, lo cierto es que los Alaphilippe- Van der Poel son aviso que la carrera va a merecer la pena.

Los shows montados en Suiza son el último capítulo de una rivalidad que, para nuestro regocijo, llegó para quedarse.

DT – Swiss 400×400
Cambrils 400×400
Cruz 400×400



La cosa viene de lejos y lo cierto es que los desenlaces no son halagüeños para el campeón del mundo.

Alaphilippe le ganó a Van del Poel una Flecha Brabanzona en la que ambos se postularon sin disimulo, fue en un curioso sprint en el que el francés casi pierde el triunfo por su obsesión de celebrar antes de tiempo.

No había pasado una semana de su cagada ante Roglic en Lieja que repite la acción frente a VDP en Lovaina.

Esas cosas que sólo pasan con Julian.

Rocacorba – 1024×300

Aquella victoria fue bonita, como casi siempre que estos dos concurren, pero prolongarla para Alaphilippe está siendo una agonía.

De hecho, salvo la llegada de Tirreno, en la que el irisado da cuenta de Almeida y se impone a VDP y Van Aert, en líder, el resto de veces Van der Poel ha dado cuenta con claridad de Alaphilippe.

Suiza, como decimos, es el último capítulo, en el sprint que el neerlandés gana le saca tanta distancia al francés que suena casi hasta insultante.

Costa Daurada 300x250B
WD May-Agost 300×250
Gran canaria 300×250



El poder de Van der Poel en esa llegada, nos recordó al despegue visto en el centro de Siena en el mejor momento de una Strade memorable.

La forma que Van der Poel ha marcado y retratado a Alaphilippe tiene que doler, más cuando eres campeón del mundo y aireas la ambición que el francés nunca oculta, pero lo más admirable es que el francés nunca se esconde, nunca escatima y le sigue buscando las cosquillas.

Son el gato y el ratón, pero ello no quita que esta primera semana de Tour si estos juegan a «algo persona» puedan acabar reventando la carrera

Alaphilippe tiene más registro que Van der Poel, apunta a generales, y tras ser amarillo tantos días en el Tour y sabe que quizá, si se esmera, si todo se alinea, podría optar a un top ten, más allá de eso es complicado pensar.

Si Alaphilippe juega a la general podríamos perdernos uno de los grandes atractivos del siempre tedioso inicio de Tour, Van Aert me temo estará por Roglic, si por el contrario apunta a la confrontación el nieto de Poulidor no se va a quedar quieto, ahora bien, Loulou va a tener que idear algo nuevo para dejar al neerlandés en descubierto.

Imagen: FB Strade Bianche

Continuar Leyendo

Julian Alaphilippe

Alaphilippe sin Juegos Olímpicos: un movimiento muy inesperado

Publicado

en

Shimano 2021 Junio

La renuncia de Alaphilippe a los Juegos Olímpicos es una decisión muy complicada tomar

La noticia ajena al Giro de Itala corrió a cuenta de Julian Alaphilippe, que anunció por sus redes que renuncia a la plaza que tenía en la selección francesa que competirá en los Juegos Olímpicos de Tokio.

Lo que para muchos es una renuncia sin más, para nosotros fue un anuncio impactante…

Dicen que el francés va a ser padre por esas fechas, que le pilla tras el Tour y que el final de temporada le ofrece bastantes retos, en concreto renovar el arcoíris en Flandes, en un recorrido que no será tan complicado como De Ronde y sí más tipo Flecha Brabanzona que una vez ganó delante de Van der Poel.

DT – Swiss 400×400
Cambrils 400×400
Cruz 400×400



Ojo que hablamos del campeón del mundo de una modalidad que no quiere a los Juegos Olímpicos, en este contexto ha renunciado Alaphilippe.

Y no sólo eso, lo hace en un país, Francia, que vive esta cita de forma muy diferente a cómo la vivimos en España.

Francia es siempre un país top ten en el medallero olímpico, la riqueza de su botín acapara muchos deportes y modalidades, y que uno de sus deportistas franquicia decline estar es un shock.

La respuesta de muchos aficionados es un termómetro.

Muchos le apoyan, pero no pocos le recriminan su ausencia, tachando de vergüenza su renuncia y añadiendo que «la selección francesa jamarás debería trabajar para él».

Costa Daurada 300x250B
WD May-Agost 300×250
Gran canaria 300×250



El poso olímpico es Francia es potente y que Julian Alaphilippe renuncie a unos Juegos Olímpicos es un mazazo, más en una carrera que creo le va mejor a sus posibilidades que el Mundial en Flandes.

Dicho esto, también nos han llamado la atención ciertas respuestas, quitándole hierro a la importancia que tiene una medalla de oro en el ciclismo en ruta.

Está claro que éste no tiene la tradición que tienen otras modalidades, en especial la pista que juega su viabilidad en la beca olímpica, pero la medalla de oro pesa, tanto como la misma presea en la mano.

Ahí queda el palmarés de la carrera en línea desde que se abrió a los pros y la cantidad de ciclistas importantes que, como por ejemplo Vincenzo Nibali, ha sacrificado otras cosas por un oro olímpico.

Es más, que le pregunten a Samuel Sánchez si es importante ser campeón olímpico y lo que implica.

Nadie como él ha alargado y alarga una aureola que te sitúa fuera del círculo estricto del ciclismo.

A todo eso ha renunciado Julian Alaphilippe, a nada menos que los Juegos Olímpicos.

Continuar Leyendo

Jakob Fuglsang

Alaphilippe & Fuglsang sí eligen el calendario que les conviene

Publicado

en

Lieja-Bastogne-Lieja Fuglsang JoanSeguidor
Shimano 2021 Junio

Si las grandes vueltas no son lo tuyo, mejor a otra cosa demuestran Alaphilippe y Fuglsang

Dándole vueltas al carisma, quién lo tiene, quién no, que si el Chava lo tenía, que si Landa lo disfruta… creo no equivocarme al decir que ahora mismo, el ciclista que mejor alinea el carisma a los resultados deportivos es Julian Alaphilippe.

El flaco francés es un tema recurrente en este mal anillado cuaderno, pero no por imposición del ambiente y sí por el admirable ejercicio que hace de su profesión.

El Tour de la Provenza que nos regaló ahí queda, una muesca más que sumarle a una historia de éxito y notoriedad con la que convive diríamos que casi adictivamente, le encanta salir en la tele.

Eso es innegable, como también lo es que sabe muy bien lo que hace y más leyendo lo que dice y cómo lo dice: «Toda carrera de aquí a Lieja será importante«.

Ciclobrava – 400×100 Landing

 

Una aseveración que no viene con palabras vacías, tenemos la certeza que el campeón del mundo que le disputa unos segundillos a Egan Bernal para quedar segundo en vez de tercero en la Provenza, vestirá de color, color irisado, cada participación que tome de aquí a Lieja, allá por finales de abril.

Vienen tiempos clave en la pandemia, pero bonitos para el universo cerrado y reducido del ciclismo, la primavera, la misma que nos robó el coronavirus hace un año, aunque sin público.

Y al menos cabe la satisfacción de poder disfrutar de lo que haya, y en lo que se celebre Alaphilippe promete ubicuidad: intentar repetir en San Remo, retomar Flandes donde lo dejó y optar, por fin, a la Lieja.

Todo eso, con un arcoíris enmarcándolo, si eso no es carisma.

[elementor-template id=»36790″]

 

Rival hasta la extenuación de Alaphilippe hace dos años, el papelón de la Amstel fue lacrimógeno pero necesario, pues el danés iba al matadero con el francés, Jakob Fuglsang hace una excelente reflexión en la que demuestra ser muy consciente de sus limitaciones:

«Sé que las grandes vueltas tienen un gran impacto, pero si apuestas por ellas y te va mal, parece que la temporada no ha sido buena. El año pasado acabé sexto el Giro de Italia y se consideró un fracaso. La gente se había olvidado que había ganado Lombardía»

Así que con esa premisa, Fuglsang se va a los monumentos, a disputar etapas del Tour e intentar el oro olímpico, no olvidéis que hablamos de la medalla de plata en Río de Janeiro.

Con treinta y cinco años, Fuglsang tiene una de las trayectorias más longevas y curiosas del World Tour y ya tiene suficiente con el cartel de «vueltónamo»: no le cunde, no le sirve.

Fuglsang y Alaphilippe demuestran esa coherencia que tanto hemos echado de menos en otros, y no queremos señalar a nadie…

Continuar Leyendo

TWITTER

Nibali, Froome, Sagan, Naiiro... me sorprende ver tanta gente cuestionando el sueldazo que cobran, como si les cayera regalado del cielo.
Son símbolos, por donde pasan, causan revuelo y aunque su mejor momento haya pasado. eso vale mucho.

https://joanseguidor.com/sueldo-ciclistas/

Para Patrick Lefevere todo parece valer.

https://joanseguidor.com/patrick-levefere-george-bennett/ by @JoanSeguidor

Tiritas aerodinámicas, cadenas de eslabones enanos, manillares que se parten y Filippo Ganna llevando la cuarteta italiana al récord del mundo.
Está el velódromo de #Tokyo2020 que echa chispas...

https://joanseguidor.com/juegos-olimpico-tokio-persecucion-equipos/

Cuando Patrick Lefevere habla de abusos domésticos para explicar la "debilidad mental" de Geoarge Bennett se retrata un tipo que será un genio en la gestión del equipo pero que carece de escrúpulos cuando quiere defender lo "suyo".

https://joanseguidor.com/patrick-levefere-george-bennett/

Load More...

Lo + leído