Connect with us
Leaderboard 1 XX
Leaderboard 2 XX

Síguenos y subscríbete

Como estar informado y participar en sorteos de carreras y productos, NO TE LO PIERDAS!

CX

El ciclocross también está noqueado

Publicado

en

Van der Poel ciclocross Flandes JoanSeguidor
World Fondo WT – Epic

La crisis de la Covid19 no pasa de largo ni del ciclocross belga

Ayer mismo nuestro amigo Xulio nos explicaba desde Galicia cómo el ciclismo base sorteaba las curvas que ha trazado esta maldita crisis y ahora miramos el ciclocross, una modalidad que el año pasado se celebró sin sobresaltos, pues su punto y final estuvo a un mes de quedar tocado por la explosión de la Covid19 en Europa.

Lo cierto si una modalidad de ciclismo podía padecer esta crisis, era el ciclocross.

Hace doce meses por estas fechas pudimos disfrutar de uno en Hamme, entre Gante y Amberes, y aquello es un circo.

Ciclocross en Flandes, al menos uno en la vida

 

Un circo en el mejor sentido de la palabra, es el plan del domingo de cientos, miles de personas repartidas por el circuito, algunas pagando por estar ahí con la idea de matar las horas al otro lado de la valla viendo sus ídolos rodar.

La disposición de medios de comunicación, con Sporza en directo, junto a la cantidad de patrocinadores es sólo la punta del iceberg, pues una gran carpa VIP recibe invitados al lado del recorrido.

Ahí se entretiene la gente mientras ve a los cracks correr.

Y es que en Bélgica el ciclismo es un gran negocio, un negocio que ahora peligra, como no podía ser de otra manera.

[elementor-template id=»36790″]

 

Por eso os traemos este relato de @CdelVentoux, con hechos que dibujan un panorama complicado para quienes no se apelliden Van Aert o Van der Poel…

La crisis del coronavirus ha sido también dramática para el ciclocross. No sólo por la suspensión de multitud de carreras, sino también por el solape con el calendario en ruta. Ahora llega la consecuencia indirecta de lo anterior: las cuotas económicas se han reducido sustancialmente para (casi) todos los corredores.

Lo desvela Het Nieuwsblad y lo resume visualmente @velofacts: corredores como Toon Aerts pasarán de cobrar unos 6.000€ por tomar la salida en cada carrera a poco más de 2.000€. Van der Haar, de los 2.750€ a los 1.000€. Una reducción sustancial.

Otros pocos como Iserbyt, de rendimiento ascendente, cobrarán más.

Todos ellos aspiran a mayores premios si ganan la carrera o acceden al podio. 2.000€ para el ganador, 1.000€ para el segundo y 750€ para el tercero (vs. 1.400€, 720€ y 500€ en años previos).

 

¿A quienes no afecta en absoluto el nuevo esquema de ingresos?

A Mathieu van der Poel y Wout van Aert.

Seguirán percibiendo sus 10.000€ cada vez que acudan a la línea de salida. No lo harán en muchas ocasiones este año, de atestado calendario.

Y al fin buenas noticias: la Copa Toi Toi, uno de los circuitos más duros del calendario europeo, seguirá adelantela Copa Toi Toi, uno de los circuitos más duros del calendario europeo, seguirá adelante pese a la difícil situación sanitaria de la Repúlica Checa.

También la prueba de Tábor de la Copa del Mundo, a la que Pidcock acudirá.

Continuar Leyendo
Click para Comentar

Dejar Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

CX

El Van der Poel vs Van Aert ha sido el premio gordo del ciclocross

Publicado

en

World Fondo WT – Epic

La rivalidad Van der Poel- Van Aert ha llevado al ciclocross a su mejor momento de siempre

Hay en el pequeño pelotón del circo del ciclocross un equipo francés llamado Team Legendre que visten nuestros amigos de Gobik con cuyo director, Nicolas Hays, pude charlar hace unas semanas.

Antes de cualquier consideración, quise preguntarle por el ciclocross, su salud y atractivo.

Me dejó estas perlas…

«El ciclocross vive un gran momento, sin duda, y es en parte por ese trío Mathieu Van der Poel, Wout Van Aert y Thomas Pidcock. En el caso de los dos primeros, hablamos de grandes campeones surgidos en el ciclocross. Sus historias son muy importantes para la modalidad, sólo hay que ver la cantidad de carreras que podemos ver por televisión, nunca menos de 45 por año»

«El ciclocross gusta a todos, de principiantes a expertos. Es la disciplina más accesible, y todo pasa en un kilómetro cuadrado, desde la competición al bar y la zona de autógrafos, y en una hora de carrera»

«Todo queda condensado, con ataques constantes, pasos complicados, a 180 pulsaciones por minuto, y un condicionante brutal: la incertidumbre mecánica. Cualquier cosa puede suceder. Para rematar, el tiempo, que puede resultar un espectáculo, como cuando pone a los corredores a navegar entre el barro, luchando contra el frío y la lluvia»

Creo que es complicado decirlo todo, con menos palabras, el amigo Nicolas nos resume perfectamente lo que es la modalidad que ha triunfado en Benidorm -y durante toda la campaña-.

Gran canaria 400×400
Endura 400×400
Cruz 400×400

Llevo siguiendo ciclocross desde hace más o menos veinte años.

Fueron esos días en los que en España, de forma casi simultánea empezaron a surgir carreras por toda la geografía, en especial en la zona donde vivo, Catalunya.

Las primeras carreras de lo que hoy es la Copa Catalana buscaban reanimar una modalidad que había caído en una larga atonía fruto no sé si del BTT o que las estrellas preferían la carretera.

Muchos tendréis al amigo David Parreño en la memoria.

Recuerdo que en los primeros reglamentos, como casi nadie tenía bicicleta CX, se permitían BTT con manillar serrado para que se apuntaran más personas.

Hoy, todos van con bicicletones de ciclocross a las carreras, muchos saltan tablones y surcan la arena, suben escaleras sin perder el ritmo de la marca… el ciclocross, es que veía tan atractivo entonces, ha triunfado finalmente.

En estos veinte años he visto grandes especialistas, en España y a nivel internacional, siempre me enamoró la técnica exquisita de Sven Nys o el motor de Zdenek Stybar, me gustaban los arrestos de Bart Wellens, la precisión mundialista de Erwin Vervecken y las rarezas de ciclistas no belgas como Gadret, quien corrió en Movistar, Mourey y Franzoi.

Todos contribuyeron, en su parcela, en hacer grande el ciclocross, pero lo que han logrado Mathieu Van der Poel y Wout Van Aert es otra cosa, es la globalización de la modalidad de invierno por antonomasia, llevándola a popularidad desconocida para mí.

Lo han hecho a lo grande, corriendo en los extremos, con una competitividad adictiva y un respeto mutuo brutal.

Ayer unos niños chillaban el nombre de Mathieu en el podio de Benidorm.

Nunca me gusta poner un deportista como ejemplo de nada a los críos, pero en este caso, y en lo que se refiere a la hora de carrera, estos dos son ejemplares, tremendos, históricos, al punto que estoy casi seguro que no volveremos a ver nada igual en mucho tiempo.

Su rivalidad ha levantado una modalidad entera, ha puesto el ciclocross en el mapa, han logrado que en España alguien pague por ver ciclismo, y lo haga con gusto

Contamos las horas para el mundial de dos semanas, eso puede ser ya, el acabose.

Continuar Leyendo

Ciclismo

El ciclocross también luce en Benidorm

Publicado

en

World Fondo WT – Epic

La carrera de Benidorm puede ser un antes y un después del ciclocross en España

Cantidad y calidad, eso ha tenido la manga de la Copa del Mundo de ciclocross en Benidorm.

Empezando por lo segundo, a la vista está el espectáculo visto, el final de las chicas, el de hombres, estuvieron los que se esperaba, contando cada detalle, cada giro en un recorrido que sí, fue mejorable, pero que lució para quienes lo compitieron y quienes fueron a verlo.

Yo sé que el ciclocross con barro, lluvia, inclemencias e incluso frío, mucho frío, luce y resulta más atractivo.

Pero no siempre se dan lo ingredientes y en Benidorm estaba claro que iba ser difícil verlo.

Que no se diera un ciclocross épico, que casi no cambiaran de bicicleta, que acabaran llenos de polvo, pero limpios de barro, no puede eclipsar lo visto y el valor de lo logrado

Poco o nada nos tenemos que congraciar con la cabeza visible de la organización, Pascual Momparler, pero el suyo ha sido un trabajo impecable rematado con la mejor nota.

Hubo un momento, en el podio final de chicos, con Van der Poel en medio y Van Aert más Sweeck a los lados, que Momparler estaba en la foto con ellos.

Se les vio de espaldas, con todo el circuito y la gente a sus pies.

La escena debió resultar brutal para quien soñó esto un día y lo ha hecho realidad.

Benidorm ha sido un éxito, una fiesta de ciclocross, con marcas e imagen belga en medio de la Costa Blanca, con sol y bosque mediterráneo, eso es seco, polvoriento y resbaladizo.

Gran canaria 400×400
Endura 400×400
Cruz 400×400

Quienes recordamos los primeros pasos del renacimiento del ciclocross en España, hace poco más de veinte años, no podemos menos que felicitarnos por un día así.

Se ha logrado organizar una Copa del Mundo en España con 15.000 almas pagando, en un país con una honda cultura del «todo gratis».

15.000 personas es la cifra que marcó la organización y aunque cueste creerlo, no veo motivos para dudar de la cantidad dada.

Tras años y años de circuitos medio vacíos y otras modalidades, como la pista, celebrándose en la clandestinidad, ha sido una gozada ver tantas personas concitadas alrededor de algo que tiene que ver con el ciclismo.

A ello se ha unido el directo de Teledeporte, otro hito que hemos disfrutado.

Hoy Benidorm ha estado en los focos de medio mundo, de la familia ciclista internacional, poniendo su nombre en la boca de miles de personas que un día pueden acabar pedaleando por el lugar, como casi todos los mejores equipos del mundo hacen cada invierno.

El adalid del «milagro turístico español» sigue a pleno rendimiento, en forma y pergeñando cualquier camino que le abra al conocimiento general.

Ha hecho del feudo un trocito de Bélgica pero muy lejos de Bélgica, en un balance excepcional para la modalidad que se deslocaliza de su frontera natural.

Apuesto por seguir con la fiesta, que Benidorm sea el nuevo Igorre por muchos años y que el ciclocross ponga el huevo aquí una vez al año.

imagen: FB UCI Cyclo-cross

Continuar Leyendo

CX

No todos los ciclocross necesitan barro a kilos

Publicado

en

World Fondo WT – Epic

El buen ciclocross también puede acontecer en el Mediterráneo

Hay un sentir poco disimulado por algunas personas que piensan que el ciclocross pertenece al norte, que es cosa de barro y épica, que está concebido para entornos húmedos y fríos.

No les falta parte de razón.

Desde que sigo ciclocross, hace ya veinte años, siempre he buscado la brizna de suciedad en el ciclista, el barro que aliñe la estética de la carrera y juegue en el desenlace de la misma.

Sin barro, podemos decir que al ciclocross le falta su perejil.

Shimano Sep 2022 – Post

Este razonamiento, por eso, nos puede llevar a equívocos, por eso.

Creo que, a pesar de lo comentado, el ciclocross siempre ha abierto el foco y últimamente, si cabe, más.

Recuerdo aquellas ediciones del Campeonato de España que se corrieron en el Mediterráneo, en Castellón, que levantaron muchas críticas por ser duros, secos y muy rápidos.

Fueron ediciones que levantaron veladas críticas, que si eso no es ciclocross, que si la arena de la playa, que si el terreno está duro, que si es muy rápido beneficiando cierto perfil de ciclista.

Todo eso está muy bien, pero… también es ciclocross.

Como lo fue la tortura de Val di Sole, en la esperanza de que la modalidad una día pueda ser olímpica.

Una cosa es que la nieve sorprenda en una carrera y otra, diferente, que la carrera vaya a la nieve, directamente.

El espectáculo fue tremendo, no el que vemos en Flandes y alrededores, pero también fue ciclocross.

Aunque la ceja que va de Galicia a Euskadi sea el escenario soñado, por ambiente, por escenario, por dificultad incluso, si me apuráis, por tradición, el corredor Mediterráneo ha querido mucho la modalidad, con estrellas históricas y pioneras como Paco Pla, Paco Sala, Ramón Medida… hasta José Antonio Hermida fue dos veces campeón de España.

Gran canaria 400×400
Endura 400×400
Cruz 400×400

En unos días tendremos la Copa del Mundo de Benidorm, un lujo que no visita España desde tiempos de Igorre

Será una carrera diferente a las que acostumbramos en el norte, posiblemente el terreno esté duro, no haya llovido y haga hasta «caloret», pero seguirá siendo ciclocross.

Sabemos la gente que está detrás del evento, Momparler y los suyos, que han logrado vender más de 5000 entradas en España, país de la gratuidad por excelencia y que tienen un cartel brutal.

Seguro que ese día más de un equipo pro, de esos que llenan las carreteras de Levante estas semanas, se pasa a ver qué sucede en el lugar.

Si el norte no ha sido capaz de concitar una Copa del Mundo, que trabaje para recuperarla en el futuro, pero ahora es Benidorm, paradigma del turismo de masas en España, quien reúne a los mejores del mundo.

Cabe disfrutarlo sin más prejuicios, como también disfrutamos lo arenales, los barrizales y las pistas de Flandes…

Imagen: FB UCI Cyclo-cross

Continuar Leyendo

CX

Los mejores deberían estar en el mundial de ciclocross

Publicado

en

World Fondo WT – Epic

Sin WVA ni VdP, el mundial de ciclocross quedará como huérfano

La tarde del domingo después de Reyes, a veces el mismo día de la epifanía, siempre andamos liados mirando quién y quién no ha ganado su campeonato de nacional de ciclocross, casi siempre a unas tres semanas del mundial, con la temporada en la franja roja, pues ahora viene lo importante.

En el caso que nos ocupa se han cumplido los pronósticos.

Si Felipe Orts mantuvo el maillot rojigualda en Xátiva, Wout Van Aert hizo lo propio en la costa belga

Van Aert era el favorito de ese «mini mundial» que es el Campeonato de Bélgica de ciclocross y no falló a la cita, leemos que entre la salida, el primer giro y la subida inicial, aceleró lo necesario para irse solo y ganar con solvencia.

Era previsible, tanto como Felipe en Xátiva, no en vano hablamos de un especialista que creo rivaliza muy directamente con David Seco en la modalidad de invierno.

El Cuaderno de JoanSeguidor: La Revista 

Volviendo con Van Aert, éste regresará a la concentración del Jumbo Visma con los deberes marcados: la próxima primavera.

No ha hecho pleno en la categoría por una avería en la última Copa del Mundo, que caería a favor de Tom Pidcock,

Si no fuera por ello, Van Aert habría culminado limpio su campaña de ciclocross, tantas carreras como victorias.

Es cierto, y lo comentamos hace unas semanas, entre él, Van der Poel y el resto hay un abismo, aunque eso no nos puede hacer peder el horizonte, Iserbyt, Aerts, Hermans, Van der Haar y otros son los mejores del mundo en lo suyo, pero con un apunte: Van Aert y Van der Poel, como vemos por donde pisan, no parecen de este mundo, ambos son un prodigio para el ciclismo, superdotados muy por encima de la media que dejaron huella en cientos de campas de ciclocross primero y hoy por la carrera de carretera en la que toman la salida.

Recuerdo cuando Fran Ventoso nos dijo que nunca habría imaginado a ambos genios adaptarse tan rápido al gran fondo viniendo de una modalidad en teoría explosiva como ésta.

Pero son eso, excepciones a la norma, ciclista que compiten en otra liga, pudiéndose permitir no estar el 100% para ser temibles y, en el caso del ciclocross, salir ganadores.

Por eso nos gustaría haberlos visto en el mundial de ciclocross, en USA, un esfuerzo que posiblemente en la modalidad que les ha dado todo no les compense.

Gran canaria 400×400
Endura 400×400
Cruz 400×400

Desde 2015, cuando Stybar le ganó por segunda vez en cuatro años un mundial a Nys, ninguno ha fallado en el podio de un mundial.

Wout Van Aert, tres veces, y Mathieu Van der Poel, una más, han dominado la cita no diría que a placer, pero sí con una solidez histórica, al punto de hablar de la gran rivalidad de siempre en el circo del cicloross.

Sé que el que gane el mundial americano será un ciclista que llevará el arcoíris a todos los circuitos de lo que queda de año y lo que vendrá el próximo, pero que no se nos olvide, siempre se dirá que no estuvieron los cocos.

Una certeza tan grande como nuestro deseo de haber visto a Van Aert optar a la igualada con su querido Mathieu en el top del mundial de ciclocross.

Continuar Leyendo

Lo + leído