Connect with us
Leaderboard 1 XX
Leaderboard 2 XX

Síguenos y subscríbete

Como estar informado y participar en sorteos de carreras y productos, NO TE LO PIERDAS!

Ciclistas

Mark Cavendish no tiene todo lo que quiere

Publicado

en

Tuvalum

mark cavendish

El  morbo es deporte y no al mismo tiempo. Es un elemento consustancial al mismo pero no se trata en las preparaciones ni en los gráficos de los entrenadores, dietistas y fisiólogos que trabajan entre deportistas. Sin embargo sí que entraría en las competencias del psicólogo. Gestionar el morbo en una competición es casi tan importante como estar fresco de piernas y despejado de mente.

En ciclismo el morbo puede generarse por muchos motivos. Desde el ciclista que vuelve tras una sanción o un periodo de lesión a la coincidencia de varios contendientes de nivel parejo en pos de un mismo objetivo. Rizar el rizo en esta cuestión sería cuando unas personalidades agrandadas por el éxito y el glamour coinciden en un mismo equipo. El experimento puede ser de efectos superlativos, en un extremo u otro. Quizá salga mucho mejor de lo previsto o que sea un desastre.

El año pasado el Team Sky reunió nada menos que a Mark Cavendish y Bradley Wiggins, que años antes se habían echado los trastos a la cabeza por su desastrosa americana en los juegos de Pekín. La relación que se temió tensa lo fue, pero se logró amortiguar. Sin embargo las complejidades del equipo inglés hizo que la dualidad se convirtiera en triángulo con la consabida explosión de Chris Froome, como si las cosas no fueran ya complicadas.

Hoy todos esos lazos afectivo-laborales se han roto. Sin Wiggins, Froome vuela solo y encima con Cavendish en el Omega Pharma. Me llamaron la atención unas declaraciones del ciclista de Man sobre su actuación en el pasado Tour. Para muchos ganar cuatro etapas en un mismo Tour es una quimera irrealizable. Para él es una obra incompleta que no le satisface, pues en el camino se dejó triunfos que consideró suyos en caso de haber recibido el auxilio que sí mereció Wiggins en su intento de ganar el Tour. Las palabras de su novia, creo recordar, lamentando que un campeón del mundo estuviera tan solo fueron elocuentes.

Esta vez Cavendish, “ese adicto al triunfo”, como él se define, tiene un traje a medida con el Omega Pharma, un equipo que en ausencia de Tom Boonen en las grandes citas de la primavera se ha confiado al 100% sobre el inglés para sacar rédito a su inversión. El equipo que le rodeará tiene un poco de todo, pero da la sensación de que, sin opción clara a la general, no deja de ser una suma de convoyes cuyo anclaje tiene por objeto de servir de tren azul para el indiscutiblemente mejor velocista del mundo. Sólo suponen una excepción las cronos que dispute Tony Martin y los galones que se ha ganado Sylvain Chavanel, los demás, es decir Michal Kwiatkowski –vaya añito el del polaco-, Jerome Pineau, Gert Steegmans, Niki Terpstra, Matteo Trentin, y Peter Velits viven para su hombre rápido.

Pero para Cavendish el círculo no es redondo, no al menos de inicio, pues Córcega no es escenario placentero para sus nulas habilidades de escalador y es por ello que el foco se irá a partir de Marsella, ello es el quinto día. Vestir el maillot jaune es imposible. En el camino le esperan esas llegadas que tanto complican la vida a velocistas como él y también una buena ristra de rivales. No obstante Cavendish nunca lo tuvo fácil y muchas veces emergió.

Foto tomada de www.velonation.com

 

Ciclo21
Continuar Leyendo
8 Comentarios

8 Comments

  1. Carolina

    19 de junio, 2013 En 22:41

    Cavendish volverá a sumar victorias, muy mal se le tenían que dar las cosas.
    Felicidades por el nuevo aspecto del blog!!

  2. Alex

    24 de junio, 2013 En 13:51

    Un aplausazo por esa primera etapa en la que se suben Galibier, Telegraph y Alpe D’Huez! Mira el perfil antes de hablar

  3. Pajarejo

    24 de junio, 2013 En 13:52

    Alguien no ha mirado el perfil de la primera etapa. Es llana y a Cavendish le viene perfecta para vestirse de amarillo.

  4. Cerdex

    24 de junio, 2013 En 14:01

    El primer amarillo ya tiene nombre y apellido, creo yo. Por más que veo el perfil en la web del Tour no veo un sitio claro en el que Cav se vaya a quedar sí o sí. La única cota de 4ª del día está muy al principio, y no es nada que no pueda superar el genio británico…

  5. Merluzing

    24 de junio, 2013 En 14:07

    «Vestir el maillot jaune es imposible» Te has lucido con esto jaja

  6. Ibán Vega

    24 de junio, 2013 En 17:26

    muchas gracias por vuestros comentarios, pero obviamente me he equivocado, he errado entre la primera etapa y la segunda etapa de este Tour.

  7. Pajarejo

    25 de junio, 2013 En 12:41

    Pues la 2ª etapa también parece clara para un sprint masivo…

    • Iván Vega

      25 de junio, 2013 En 12:53

      es más complicada. Leí que tiene un desnivel acumulado que muchos no esperan

Dejar Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Mathieu Van der Poel

Lo de Van der Poel en la Strade Bianche es una OPA a toda la primavera

Publicado

en

Por

Tuvalum

El golpe que Van der Poel dio en la Strade Bianche es una de esas victorias que exceden el mero apunte estadístico

A vueltas con la exhibición de ayer de Van der Poel en la Strade Bianche, muchos siguen dándole vueltas al estéril debate de si sexto monumento o no, cuando la terminología en este caso es más simbólica que otra cosa.

Que la Strade entre o no en ese estatus es irrelevante, cuando lo que nos deja es una de las mejores carreras de los tiempos recientes, con imágenes que en nuestros años jóvenes habrían forrado nuestras carpetas y que hoy corren por salvapantallas y pantallas de inicio en miles de móviles.

Quedarse con ello, la gente del ciclismo somos agradecidos cuando los artistas responde, es la clave para mirar adelante y ver que la Strade Bianche que gana Mathieu Van der Poel es un triunfo que excede, con mucho, el mero apunte en el palmarés.

Es una victoria de esas que marcan y tuercen la historia de tal manera que nunca nada será lo mismo.

Primero por que supone el portazo definitivo a una generación de grandes especialistas en clásicas que, sintiéndolo mucho, parecen fuera de órbita.

Nosotros apostamos por un caballo como Greg Van Avermaet, con el aún íntimo deseo que gane su Tour de Flandes, pero sinceramente, lo visto en la Toscana es un nivel que ahora mismo sólo unos pocos pueden apuntar.

Lo mismo cabría apuntar de otros que queremos delante, pero que la realidad va por otros derroteros: Tim Wellens, Bauke Mollema, que llegaba inspirado, Jakob Fuglsang… y qué decir de Valverde, quien seis años atrás se marcó un carrerón este mismo terreno.

Y no sólo Van der Poel, la forma en la que Van Aert, Alaphilippe, Pidcock, hasta Egan Bernal, corrieron la Strade Bianche asusta y marca un listón que deja fuera mucha, demasiada gente.

LimitZero
SQR-Gore2
Cruz 400×400

Y es que el recital de Van der Poel en la Strade Bianche es una OPA a la primavera en su totalidad.

¿Quién le mete mano ahora al neerlandés en las grandes que vienen?

Ahora mismo la única ventana de oportunidad de derrocar a Van der Poel es apelar a lo colectivo, al bloque, como forma de minar su potencial en carreras que le van como anillo al dedo.

Pongamos por ejemplo la Milán-San Remo ¿cómo burlar al capo neerlandés antes del Poggio?

En otro tiempo, muchos de los favoritos a la primavera eran velocistas cuya clave estaba en  mantenerse a buen recaudo durante la prueba para sacar la cabeza al final.

La estrategia de otros era reventar la carrera en la tachuela final y coger los segundos a la altura de la curva de la cabina para llegar hasta meta.

Así ha ocurrido, pero está claro que ir con Van der Poel hasta el Poggio puede ser el matadero para las aspiraciones de otros, pero si le buscas antes del mismo también saldrá a por ti. 

Estamos ante un ciclista que no esquiva el enfrentamiento directo, al contrario lo potencia y propone él antes que nadie.

El ganador de la Strade ya tiene Flandes en la vitrina y en Roubaix, el azar puede ser la única baza de los rivales.

Amstel también la tiene y no sabemos si Lieja está en sus planes, pero ya ha estado delante.

Es por eso que la clave puede estar en el equipo, aunque tampoco será sencillo.

El equipo de Van der Poel es muy bueno en estas lides

No olvidemos, por eso, que en la Strade, dos compañeros de Van der Poel aguantaban en la grupo de contraataque, en el mismo en el que Jakob Fuglsang ponía la carne en la asador para que no se fueran.

Es decir, que en el hipotético caso de reagrupamiento, tres Fenix- Alpecin estarían entre los mejores.

Junto a Van der Poel, Petr Vakoc y Gianni Vermeersch habrían rodado al comando, como Tim Merlier, Jasper Philipsen y Dries De Bondt estuvieron con los mejores en La Samyn.

No sólo eso, Merlier ganó Le Samyn y GP Monseré, siendo una alternativa muy válida para cuando el líder falta o le falla la mecánica.

Ya sabemos que tienen que entrar otros especialistas en acción, que a Van Aert le falta un hervor, que Deceuninck se transforma en las grandes citas, Sagan aún no ha asomado,… pero el golpe que Van der Poel dio en la Strade Bianche es una de esas victorias que exceden con mucho el mero apunte estadístico, es una OPA a la primavera en sí.

Imagen: FB de la Strade Bianche

Ciclo21
Continuar Leyendo

Ciclismo de carretera

Strade Bianche en la oscuridad de lo incierto

Publicado

en

Por

Tuvalum

LA CARRERA EN DIRECTO!

A partir de las 14:30, relatamos lo más destacado de la carrera

STRADE BIANCHE 2021

Estaremos actualizando en este blog lo mejor de esta carrera que es historia.

No te lo pierdas! síguenos en TWITTER con el Hastag #JoanseguidorLIVE, tendremos hilo de la carrera y comentarios técnicos.

El encanto de la Strade Bianche reside en romper el guión que ahoga otros ciclismos

Con la Strade Bianche el ciclismo entra en la dimensión de le leyenda, un libro de hojas en blanco que sólo admite gestas, sudor y polvo, por medio de aquellas rutas que, surcadas de cipreses, hicieron de la Toscana un paisaje de la humanidad.

En las carreteras blancas, en la casa de Bartal y Magni pero también los que vimos en directo, Cipollini y Bartoli, entre otros muchos, el ciclismo pierde el oremus de la modernidad para adentrarse en la oscuridad de lo inesperado, de lo inalterable, de lo que perdura.

Por que los doscientos kilómetros que conducen hacia Il Campo de Siena, esa plaza en forma de abanico coronada por una torre que es la torre del municipio, del pueblo, suponen para muchos el momento más singular de la temporada.

El cielo será protagonista, si amanece gris y descarga, puede ser la hecatombe, la Strade Bianche recupera parte del misticismo que el barro y la lluvia han quitado a estas primaveras actuales que, con el cambio climático, ya no ofrecen la adversidad de nuestros ancestros.

En el túnel de lo incierto, la Strade Bianche es el «monumento» moderno que pone en jaque el ciclismo contemporáneo.

En una ruta hacia San Remo se puede saber qué vatios mover para evitar el corte, por Flandes se conocen los rincones de memoria, los marcajes matan la carrera, Lieja ha revivido con la llegada al Boulevard, Lombardía, lo mismo, arribando a Como…

… sin embargo nadie sabe qué pasará en las alfombras adoquinadas de Roubaix, como nadie predice con certeza qué suerte se correrá en los caminos blancos de la Toscana.

Es el órdago del ciclismo de siempre, al actual, al de vatios, números y rendimientos, al que pierde la magia por los cuatro costados.

Por eso enamora la Strade Bianche.

LimitZero
SQR-Gore2
Cruz 400×400

Por eso y por los pocos grandes nombres que se la quieren perder.

En en casillero de salida poner esos tres cocos que tuvieron Flandes a sus pies, pues resulta complicado pensar que Wout Van Aert no haya trabajado sobre los «excesos» del ciclocross para pulir su figura y optar a la reválida del triunfo en la carrera que le abrió las puertas al nivel top en carretera hace ya tres años.

Con él se alinea el anterior ganador, Julian Alaphilippe, quien puede acabar rivalizando con Mathieu Van der Poel por quién lanza primero y más lejos de meta el ataque definitivo.

Un plan que bien podría ser el de Jakob Fuglsang, con agallas, como los citados, pero obligado a anticiparse por su perenne falta de velocidad en finales como el de la Strade Bianche.

Michal Kwiatkowski Strade JoanSeguidor

Wout Van Aert JoanSeguidor

Julian Alaphilippe Strade Bianche JoanSeguidor

Strade Bianche JoanSeguidor

No nos atrevemos a añadir muchos más, quizá Pidcock o Benoot, en terrenos favorables para ambos, quizá Kwiatkowski, ganador hace cuatro años, pero sí expresar especial predilección por el ciclista que honra su oficio como pocos, Bauke Mollema, en forma como hemos visto.

Ah, y dos ganadores de Tour en liza, los dos últimos, muy fan y muy pendiente de Tadej Pogacar y Egan Bernal, que hacen monumentos a su deporte cada vez que se ponen un dorsal.

Imagen: FB de Strade Bianche

Ciclo21
Continuar Leyendo

Nairo Quintana

Es sacar Nairo el codo y la magia fluye

Publicado

en

Por

Tuvalum

El codo de Nairo es uno de los memes del ciclismo actual

Sobre el codo de Nairo escribió hace un par de años, en este mal anillado cuaderno, nuestro amigo Jordi Escrihuela…

El codo de Nairo va camino de convertirse en leyenda.

O bien, al menos, de ser tan famoso y reconocido como el talón de Aquiles, la oreja de Van Gogh o el brazo incorrupto de Santa Teresa de Jesús.

Es así porque el codo de Nairo empieza la temporada igual que la terminó: pidiendo un relevo.

De esta manera hemos visto a Nairo de nuevo enseñar su codo, según algunos -muchos- , muy pronto este año

Demasiado.

Y es que ha sido ver el primer resumen por televisión de las primeras pedaladas de Quintana este año y ya hemos podido comprobar como ha vuelto a sacar el codo tras un escaso relevo de 40 metros.

Entonces fue en la Vuelta a San Juan, esta vez cancelada por la pandemia, se ve que Nairo pidió el relevo a Alaphilippe y Benoot, les sacó el codo como manda el manual y la gente se volvió loca.

Como decía Jordi en esa pieza, pocos tienen el poder de despertar tanto con un gesto tan nimio.

LimitZero
SQR-Gore2
Cruz 400×400

 

En el arranque del calendario italiano, en el Trofeo Laigueglia, que se llevó un soberbio ciclista apellidado Mollema, tras una carrera trepidante, Nairo sacó el codo y la magia hizo el resto.

Pedir relevo, como lo que decíamos ayer de los manillares rotos, es tan antiguo como el ciclismo, pero que asomar el codo levante las pasiones que Nairo se ha granjeado, tiene mérito.

¿Dónde? ¿Cuándo hizo Nairo legendario su codo?

Hay para todos los gustos, yo lo situaría en la semana final del Giro 2017, justamente cuando ponemos inicio al «landismo», ya es curioso.

El movimiento del perro y el gato que Nairo mantuvo como Dumoulin y Nibali, sacando a pasear el codo, no queriendo dar una pedalada de más, incluso vestido de rosa y en desventaja, fue el origen de una leyenda que los brillantes inicios del ciclista colombiano no hacían presagiar.

Con el tiempo se labró fama, la gente estuvo atenta y cada vez que la imagen se ha repetido, la parroquia se lo ha echado en cara.

Entendemos que Nairo no tiene el poder de antaño, que los que llegan aprietan y todas esas cosas, pero sin ir más lejos, aquello que apreciamos del ganador del Laigueglia, Bauke Mollema, lo extrañamos en este colombiano que tiene alergia que le dé el aire.

Y Mollema no lleva dos días en el negocio.

En su camino no sólo están Dumoulin o Nibali, recordad el desquicio que provocó en Simon Yates en los Lagos de Covadonga.

Ser campeón no es algo que sólo quieras, también hay que parecerlo y en este ciclismo donde la singularidad y la valentía cotizan muy al alza, ciclistas que corren pendientes de que el esfuerzo ajeno les saque las castañas del fuego no pueden ser apreciados.

Imagen: FB de Equipe Arkea Samsic

Ciclo21
Continuar Leyendo

Ciclistas

De la bici de Tiberi al manillar de Van der Poel…

Publicado

en

Por

Tuvalum

Dudo que sepamos qué pasó realmente con el manillar de Van der Poel o la bici de Tiberi

El desenlace de Le Samyn nos dejó la imagen de Mathieu Van der Poel cruzando la línea de meta con la maneta derecha de su manillar totalmente rota.

Aunque los motivos aún no han sido esclarecidos, desde Canyon hablan de «investigación en curso», como si fuera el VAR, lo cierto es que hay hipótesis sobre lo acontecido en el desenlace de la pequeña pero encantadora clásica valona.

La lectura de este artículo ahonda en lo que pudo pasar sobre Van der Poel y su manillar, una explicación que es el inicio de algo que entendemos será más profundo: saber las causas reales de ese roto.

Igual que no tenemos muy claro, qué sucedió con Antonio Tiberi en la meta de la crono del UAE Tour…

 

LimitZero
SQR-Gore2
Cruz 400×400

Aunque Pedrerol lo despache a modo de relleno, se acuerdan del ciclismo cuando hay hostias llamativas o dopaje, la imagen es una pasada y no sé hasta qué punto la bicicleta y el grupo tienen que ver en el incidente.

Es como si la máquina se rebelara.

Como ayer el manillar de Van der Poel…

Me decía un proveedor de equipo World Tour que el maltrato que recibe un material en competición es tan brutal que no nos lo podemos imaginar, que Van der Poel machaca su manillar está claro en cada curva que toma, en cada sector de pavé que surca… pero llegar con el manillar así no es de recibo.

Ya sabemos la importancia que las marcas de bicicletas han adquirido en el ciclismo profesional, que ponen dinero, mucho dinero, pero también recursos y material al punto que dictan lo que se ha de sacar a la carretera y lo que no.

Hasta cierto punto se puede entender, sólo hay que ver la imposición casi generalizada, con excepciones, del freno de disco, aunque el pro medio siga pensando que mejor la zapata, pero cuando se suceden hechos que ponen en peligro a la persona -cabe valorar de dónde viene todo lo que se hace en carbono y si los controles son los adecuados- hay que tenerlo presente, bien sea lo de Van der Poel y su manillar o lo de la bicicleta encabritada de Tiberi, aquí no hemos leído explicación alguna, y nos cuesta creer que sea el ciclista que pierde el equilibrio al agachar la mirada.

Lo que los pros usan, la gente lo pide en tienda, y ésta se lo debe ofrecer, la marca también quiere y al final es el pez que se muerde la cola.

Entiendo que la UCI meta mano en muchas cosas, pero ésta debería estar también en su agenda.

Imagen: Alpecin-Fenix

Ciclo21
Continuar Leyendo

TWITTER

Una #StradeBianche en España???
C´ est possible
Sitios sobran Ribera de Duero, Rioja Alavesa, Canal de Castilla, Piorat, Penedès,... pero si una zona parece querer apostar en firme es Jaén y su vergel de olivos.

https://joanseguidor.com/strade-bianche-en-espana/

El golpe que Mathieu Van der Poel dio en la Strade Bianche es una de esas victorias que exceden con mucho el mero apunte estadístico, es una OPA A TODA LA PRIMAVERA

https://joanseguidor.com/victoria-van-der-poel-strade-primavera/

Una #StradeBianche en España???
C´ est possible
Sitios sobran Ribera de Duero, Rioja Alavesa, Canal de Castilla, Piorat, Penedès,... pero si una zona parece querer apostar en firme es Jaén y vergel de olivos.

https://joanseguidor.com/strade-bianche-en-espana/

Mathieu Van der Poel nunca va de farol...

https://joanseguidor.com/strade-bianche-2021/ by @JoanSeguidor #StradeBianche2021

El golpe que Van der Poel dio en la Strade Bianche es una de esas victorias que exceden con mucho el mero apunte estadístico, es una OPA A TODA LA PRIMAVERA.

https://joanseguidor.com/victoria-van-der-poel-strade-primavera/

Load More...

Lo más leído